Cargando
  9 de Junio de 2005

Top Primavera 2004

No te pierdas nuestro Top 5 de primavera de 2004 con grupos como The Mascots con su éxito 'Words Enough To Tell You' o The Rockin' Berries con 'Brother Bill'.

The Mascots 'Words Enough To Tell You' (Flexidisc, 1965. Decca, 1966)

mascots.jpgEn 1964, todos los países tuvieron su propia versión de Los Beatles. En Suecia el papel les tocó a The Mascots. Otras bandas suecas mostraban también su reverencia por los de Liverpool, como los Tages en 1964 y 1965, o los casi desconocidos Beathovens y su magnífica 'Summer Sun' en 1966, pero la prensa y las fans otorgaron el título a The Mascots, y no es nada extraño. Tuvieron la ventaja de ser de los primeros grupos suecos en seguir la estela de Los Beatles. Todos los miembros de The Mascots acudieron a un concierto de Los Beatles en Estocolmo a finales de octubre de 1963 y a partir de ahí ya no fueron los mismos.

The Mascots tenían muchos puntos fuertes. La imagen (eran 'mods' confesos) era uno y la música era el otro. Los chicos eran unos aplicados estudiantes de conservatorio. Quizá por eso 'Words Enough To Tell You' sea brillante. Se grabó en 1965, aunque no estuvo disponible en disco hasta 1966. Es como una canción perdida de 'A Hard Days´Night'. Armonías vocales excelentes, Rickenbackers de 12 cuerdas, una intensa interpretación y una melodía irresistible la convierten en un clásico del Pop. En un caso como éste, las palabras sobran. Es mucho mejor es que escuches la canción y veas iluminarse el día.

The Rockin' Berries 'Brother Bill' (Piccadilly Records, 1964)

rockinberries.jpgLo de Los Rockin´Berries es mucho más complicado de lo que parece. Para muchos, es un grupo que se situó en una línea muy similar a la de Los Barron Knights o (en menor medida) a la de Los Fourmost, muy ligada al concepto tan británico del 'artista completo para todo tipo de públicos', que no sólo tocaba sino que entretenía con bromas, chistes, algo de coreografía y una puesta en escena adaptada a las actuaciones en los 'cabarets' o 'night clubs'. Es cierto que Los Rockin´Berries buscaron esa versatilidad a partir de 1966 (y se suicidaron en términos comerciales), pero no es menos cierto que el grupo fue, desde 1963 y hasta 1965, uno de las mejores bandas de R&B/Beat de toda Inglaterra. Estos chicos de la brumosa Birmingham estuvieron dos años en el 'Star Club' de Hamburgo, y cuando regresaron a su ciudad natal, eran una apisonadora sónica. Su primer LP ('In Town', 'Piccadilly Records', febrero de 1965) es muy, muy bueno, y muestra un estilo que mezcla el R&B con el Beat, no muy distinto de lo que hacían Los Roulettes, excepto por los todavía ocasionales toques de comedia de los de Birmingham. 'Brother Bill' es una canción de Leiber & Stoller que los Rockin´Berries tocan como si fuese el 'Long Tall Shorty' en versión Kinks. Son como dos gotas de agua. Clive Lea canta aquí como si tratase de imitar a Dave Davies... ¡Y la pista instrumental no se queda atrás!

The Kinks 'Don´t Ever Let Me Go' (Pye Records, 1964)

Hablando de Los Kinks, aquí los tenemos y no con cualquier cosa, no. Busca en tus discos de Los Kinks, a ver si encuentras 'Don´t Ever Let Me Go'. Mira incluso en las excelentes reediciones en Cd que 'Castle' hizo en 1998. No te extrañe si no aparece, porque esta canción nunca ha sido reeditada de manera oficial. Puede decirse que es la gran canción perdida de Los Kinks. 'Don´t Ever Let Me Go' se grabó en el estudio 2 de la 'Pye' el 8 de septiembre de 1964, para ser el cuarto 'single' de Los Kinks, después del éxito de 'You Really Got Me'. Estuvo a punto de ser así, de hecho la canción se terminó. Pero Ray Davies compuso 'All Day And All Of The Night', Los Kinks la grabaron el 24 de septiembre, desecharon 'Don´t Ever Let Me Go' y usaron la nueva canción. En otoño del 64, 'Pye' presionó a Ray Davies para que se atuviese a la misma fórmula de 'You Really Got Me' para volver a conseguir un 'hit'. Ray lo hizó. Si 'All Day...' tiene el mismo patrón que 'You Really Got Me', 'Don´t Ever Let Me Go' es casi un calco, porque utiliza los mismos acordes de guitarra, tocados de igual manera. Se parece demasiado y al mismo tiempo no es igual de directa. Se comprende que Ray Davies se esforzase en conseguir algo mejor, aunque nos da la impresión de que si finalmente se hubiese elegido 'Don´t Ever Let Me Go', el éxito hubiese sido el mismo, o casi.

The Poets 'Call Again' (Immediate Records, 1965)

Quien más, quien menos, todos sabéis la historia de The Poets, el estupendo grupo escocés de los 60: Andrew Loog Oldham estaba en el aeropuerto de Edimburgo, en septiembre de 1964, justo después de que se hubiese casado con Sheila en Glasgow. Mientras esperaba su avión, leía un ejemplar de 'Beat News' que tenía en portada a The Poets, que para entonces eran ya el grupo más popular de Glasgow. Lo que le llamó la atención a Oldham fue la imagen del grupo, muy similar a la que tenían Los Kinks en esa época. Los Poets basaban un poco su apariencia en la del gran poeta escocés del siglo XVIII, Robert Burns, y se vestían con trajes de terciopelo negro y camisas blancas con chorreras. Oldham los colocó en 'Decca' y en Octubre de 1964 les grabó 'Now We're Thru', una canción del grupo, que casi se coló en el 'Top 30' británico. El sonido de Los Poets era (es) muy original, siempre en torno a las guitarras de 12 cuerdas de Hume Paton y Tony Myles. Es posible que la obra de Los Searchers y de Los Four Pennies les influyese, porque Los Poets parecen una versión melancólica de Los Searchers, con sensibilidad al estilo Zombies. En fin, otra banda de primera que se adelantó a Los Byrds por casi un año. 'Call Again' (cara B del cuarto single de The Poets, octubre del 65) es fabulosa: guitarras eléctricas de 12 cuerdas, una melodía bárbara y un estribillo de impacto directo. Se merece el nº 1.

The Rokes 'Che colpa abbiamo noi' (RCA Italia, 1966)

rokes.jpgAlgunos grupos de la primera ola del Beat británico tuvieron la suerte (o la idea) de emigrar a otros países europeos donde la competencia fuese menos feroz que en Gran Bretaña. La iniciativa era buena, porque el mercado estaba deseoso de cualquier grupo que fuese inglés y llevase el pelo largo. Como poco, a estos grupos emigrantes no les faltaría el trabajo, y con un poco de suerte, podían tener éxito. Esto último es lo que les pasó a The Rokes, que liderados por Shel Shapiro, se marcharon de Inglaterra en 1964 como The Cabin Boys y triunfaron en Italia en 1965. En 1966, eran el segundo grupo beat más popular del país, con cuatro 'Top 20' a sus espaldas. Lo suyo no era sólo hacer versiones en italiano de 'hits' de Los Hollies o Los Searchers: también tenían un cierto talento para componer. 'Piangi Con Me' (o 'Let´s Live For Today') era obra de Shapiro, y triunfó por todo lo alto en los USA, a finales de 1966, en la versión de Los Grassroots. Eso sí, hay que reconocer que la mayor parte del tiempo, se basaban en las versiones para hacer las caras 'A' de sus 'singles'. 'Che colpa abbiamo noi' ('Qué culpa tenemos nosotros') es una adaptación del 'Sheryl´s Going Home', de Bob Lind. Casi supera al original, no sólo por el sonido muy folk rock, cristalino, que se logró en la 'RCA', sino por la letra, que está cambiada y que se convierte aquí en un alegato de protesta social muy convincente y dramático. Fue un éxito en Italia, y merecido. Los Rokes, con su pelo largo y sus guitarras 'Eko', seguirían en las listas italianas otros tres años.

Escrito por Equipo de Pop Thing el 9 de Junio de 2005 · 10:03 AM

Anterior
Siguiente
Cerrar Esta web utiliza cookies para realizar estadísticas de su uso y navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso..