Cargando
  6 de Mayo de 2005

Especial Steve McQueen 1960-1968 (parte I)

Revisar la filmografía en los 60 de Steve McQueen es fundamental, porque ésa fue la época en la que el actor cimentó su prestigio y fama y logró ser una de las estrellas más taquilleras de Hollywood.

Steve Mc.Queen ya había participado en varias películas durante la segunda mitad de los años 50 e incluso en una obra de Broadway (dejaremos esto para otro día) pero fue su popularidad como protagonista de una serie de televisión a partir de 1958 (‘Wanted, Dead Or Alive’) lo que le garantizó la continuidad en Hollywood y el estrellato definitivo a partir de 1963.

mcqueen1.jpg En 1960 interviene en ‘Los Siete Magníficos’, un western clásico que recreaba “Los Siete Samurais” de Kurosawa (y del que recordaréis también la banda sonora de Elmer Bernstein). El listón comienza por ser colocado muy alto. Mc. Queen todavía no ha definido su modelo de actor especializado en tipos introvertidos pero humanos y su siguiente papel es un giro de 180 grados: en ‘The Honeymoon Machine’ (1961, Metro, dirigida por un Richard Thorpe casi jubilado) Mc.Queen interpreta a un marino de comedia que trata de ganar dinero en casinos europeos aprovechando el sistema de ordenadores de la Armada USA. El filme es moderadamente divertido, una especie de comedia de enredo en la que también podemos ver a Paula Prentiss y poco más que eso. En 1962, Steve Mc.Queen obtiene el papel de protagonista, junto a Robert Wagner, de una película (Columbia, B/N) titulada ‘The War Lover’ donde, pese a la carencia de un guión interesante, Mc.Queen es destacado por su buen trabajo al interpretar a un capitán de aviación que compite, durante la II Guerra Mundial, por el amor de una mujer. Tan poco es el interés del argumento que algunos críticos recuerdan la película por sus secuencias aéreas (donde aparece un B-17, uno de los pocos que restaban del conflicto) y no tanto por la labor de sus autores.

mcqueen2.jpgDurante 1962, Steve interviene en ‘Hell Is For Heroes’ (Paramount, B/N), un producto de acción dirigido por Don Siegel en su etapa más oscura, antes de asociarse con Clint Eastwood. Otra vez se sitúan los hechos en la II Guerra Mundial, esta vez contando la historia de una patrulla de soldados aliados que tratan de confundir al ejercito alemán haciéndoles creer que son una avanzadilla de un poderoso contingente (lo cual no es cierto) Mc.Queen (que comparte cartel con James Coburn) comienza a sentar las bases de su personaje prototipo, pero todavía tendrá que pasar por otras dos películas antes de ser reconocido como una estrella. Estos dos filmes serán ‘Soldier In The Rain’ (1963, B/N, Blake Edwards) y ‘Love With The Proper Stranger’ (1963, B/N).

mcqueen3.jpgEstamos ya en 1963 y tenemos a Steve Mc.Queen a las puertas de ser un super-astro del cine. Hasta ese momento, su carrera había ido en gradual ascenso. Pero con ‘The Great Escape’ (“La Gran Evasión”, United Artists, 1963) rompió su propia línea ascendente y se catapultó al estrellato. Seguro que todos habéis visto esta película, dirigida por el especialista en acción y suspense John Sturges (que ya había dirigido a Mc.Queen en “Los Siete Magníficos”) y basada en hechos reales (en concreto, en un libro escrito por Paul Brickhill).Oficiales de diversas nacionalidades (pero sobre todo británicos y norteamericanos) tratan de fugarse de un campo de concentración nazi.Y 76 de ellos lo logran, merced a un complejo sistema de túneles (Tom, Dick y Harry) que permite que logren la libertad... aunque sólo tres de ellos lograrán finalmente escapar del dominio nazi.

El reparto es de absoluto lujo: Donald Pleasence, James Garner, James Coburn, Sir Richard Attenborough, John Leyton, James Mc.Donald, Charles Bronson... y la película en conjunto es tan atractiva que se convirtió ya desde 1963 en una de las favoritas del público: aunque sólo tuvo una nominación al Oscar (al mejor montaje) fue declarada uno de los 10 Mejores Filmes de 1963 por la National Board Of Review Of Motion Pictures (USA) El personaje de Mc.Queen (“Cooler King” Hitts, algo así como “Rey del Estilo” Hitts, en traducción muy libre) es de antología: rebelde, astuto, inteligente, suave, sereno, respetuoso pero indisciplinado. TODAS las secuencias de motocicleta (al final, cuando Hitts trata de pasar a Suiza) las rodó Mc.Queen en persona, que se aseguró que toda la persecución fuese de su gusto (es decir, épica, cuando menos).

Escrito por Equipo de Pop Thing el 6 de Mayo de 2005 · 12:33 PM

Anterior
Siguiente
Cerrar Esta web utiliza cookies para realizar estadísticas de su uso y navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso..