Cargando
  12 de Mayo de 2005

El expediente 'Paul ha muerto' (parte I)

Probablemente sea ésta una de las historias más intrigantes del mundo beatle. ¿Es posible – como se afirma – que Paul Mc. Cartney hubiese muerto en un accidente de tráfico, a finales de 1966? ¿Es factible que los otros beatles y Brian Epstein ocultasen el hecho y sustituyesen a Paul por un doble? 'Beatles Archives' ha investigado a fondo y te presenta los hechos y las conclusiones en un doble expediente, con los hechos por un lado y los orígenes de la historia, las claves y las verdades por otro.

Los (supuestos) hechos

El supuesto accidente de tráfico de Paul Mc.Cartney sucedió, según la historia, a principios de noviembre de 1966, bien el 1 de ese mes, el 5 o el 9. Las distintas variaciones de la historia básica apuntan a uno de esos días. Sea como fuese, ocurrió de madrugada y, según algunas fuentes, en miércoles.

Los Beatles se encontraban preparando en 'Abbey Road' el inicio de las grabaciones de 'Sargeant Pepper's Lonely Hearts Club Band', que se produciría el 24 de ese mismo mes. Por alguna razón desconocida, se produjo una discusión entre Paul y los otros beatles que hizo que Mc.Cartney saliera irritado y se marchase al volante de su 'Aston-Martin'. Paul condujo varias horas. El tiempo era lluvioso. Según unos, recogió a una autoestopista que estaba empapada por el aguacero. Según otros, la chica en cuestión no existió. Sea como fuere, a las cinco de la madrugada del miércoles 9 de noviembre de 1966 (ni el 1 ni el 5 caen en miércoles), Paul perdió el control de su coche y se estrelló contra un camión de color amarillo o (atendiendo a otras fuentes) contra un muro de piedra. La joven acompañante (si se admite su presencia) hubiese sido la causante del suceso, al haberse apercibido, una vez acomodada en el coche, de que su benefactor no era otro que el beatle Paul. Su reacción espontánea habría provocado la pérdida de control del 'Aston-Martin'.

Como resultado del trágico choque, Paul Mc.Cartney murió en el acto al salir despedido por el parabrisas. De hecho, hubiera sufrido terribles heridas en la cabeza provocadas por los cristales: horribles cortes, pérdidas de dientes, posible decapitación e introducción violenta de uno de los limpiaparabrisas en el rostro. El joven músico hubiese quedado irreconocible. La acompañante también habría muerto. Los primeros auxilios fueron prestados por otros automovilistas, que no fueron capaces de reconocer al beatle debido a sus heridas.

Alertado Brian Epstein por la primera patrulla de policía que acudió y comprobó la matrícula del coche siniestrado, acudió al lugar y logró que el atestado policial no hiciese referencia a la muerte de Paul: sin duda era su coche, pero el conductor debía de ser un amigo del beatle. En el informe policial se haría constar que un hombre joven, de cabello largo, había fallecido como resultado del accidente, pero nunca se le identificaría. Los seguidores de la teoría de la muerte de Mc.Cartney afirman que el accidente existió y tuvo lugar en el día y la hora que se han indicado, que el atestado policial fue descubierto por los investigadores y que sólo la rapidez de Epstein evitó que el asunto se filtrase a la prensa. Aún así, en Londres corrió el rumor durante noviembre de 1966 de que Paul Mc.Cartney había muerto. Enterados los demás beatles del acontecimiento, acordaron sustituir a Paul por un doble que ya estaba identificado desde 1965, cuando ganara un concurso de dobles de Mc.Cartney.

El sujeto en cuestión se llamaría William Campbell y su fotografía nunca se habría hecho pública, pese a ser el ganador del concurso. Campbell, de origen escocés, pasaría a finales de 1966 por varias operaciones de cirugía estética y por cursos de entrenamiento para hacerle cumplir con suficiencia su papel.

Durante ese periodo, los Beatles como tales no hicieron ninguna sesión fotográfica y el mismo 10 de noviembre de 1966 anunciaron (y esto es un dato absolutamente cierto, proporcionado por Peter Brown) que no volverían a dar conciertos en vivo. La conspiración estaba montada. Hasta Jane Asher participaría en ella durante los primeros dos años. Esto es lo que dice la variación más creíble de la historia, porque hay otras versiones que insinúan que el accidente no fue tal, sino que estuvo organizado por la CIA, que veía en los Beatles a un peligroso cóctel de ideas revolucionarias, izquierdistas y anti-establishment. Muerto Paul, la fuerza del cuarteto se diluiría y la juventud norteamericana volvería a ser más convencional y manejable. Sea como fuese, el Paul que grabó 'Sargeant Pepper´s' no era, según esta historia, el verdadero Paul.

Escrito por Equipo de Pop Thing el 12 de Mayo de 2005 · 12:05 PM

Anterior
Siguiente
Cerrar Esta web utiliza cookies para realizar estadísticas de su uso y navegación. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso..